Aislamiento, trasdosados y tabiquerías

La envolvente térmica completa del edificio es fundamental para que la casa funcione bien en invierno y en verano.

La inercia térmica de los muros de hormigón junto a un buen aislamiento determinará el ahorro energético que tendrás en tu nueva casa . Este concepto está plenamente ligado a la eficiencia energética y es un factor determinante a la hora de elegir un sistema constructivo.